martes, 31 de enero de 2012

Forrando un cuello

Esta semana La Pantigana la dedica a coser para el gran olvidado de la casa: ¡el marido!
Pocas cosas habréis visto aquí que sean para él, casi siempre coso para los peques...
Pero no podía faltar a la cita de La Pantigana, y me ha servido de excusa para hacerle algunas cositas, que os enseñaré estos días.


Empezamos adecentando un poco este polo, le gusta mucho pero el cuello estaba muy feo, con unas manchas de humedad que no se iban... Para darle otra oportunidad, ¡lo forramos!

Antes...

Necesitamos:
  • un rectángulo de tela que quede bien de color, del tamaño del cuello
  • cinta (del largo del cuello)
  • hilo
  • máquina de coser, alfileres, tijeras...


Marcamos a mano un dobladillo en la tela, y la sujetamos sobre el cuello, con alfileres.


Cosemos todo el borde menos la parte que va unida al cuerpo de la camiseta.


Queda así:


Colocamos la cinta para cerrar el lado que queda.
Cosemos con un pespunte la parte de abajo (no cosemos encima de la tela azul).


Y después otro pespunte en la parte de arriba de la cinta, ahora sí sujetamos la tela azul.


¡Listos!

domingo, 29 de enero de 2012

Otro vestidito reciclando camiseta

Detalle: mariposas de tela y lentejuelas

Como me gustó tanto el resultado de este vestidito, y tenía más camisetas que no me cabían, me lancé con otra.

Esta camiseta era una talla L, también muy ajustada, y con un escote grande en forma de V.
El vestidito que hice es talla 4 años.

Vestidito talla 4 años hecho a partir de una camiseta de mujer. Tutorial aquí.

Igual que la anterior, tenía las mangas estrechas, con lo que no hacía falta tocarlas.

Para meterle de ancho entre los hombros:
  • detrás le hice una pinza en el cuello, centrada
  • delante junté lo que me sobraba del cuello y lo doblé hacia un lado, sujetándolo con snaps. El snap de más arriba se puede desabrochar, los otros 2 los puse sólo para decorar, así que los puse fijos.
Para las mangas, en vez de cortarlas las doblé hacia arriba y las sujeté con unas puntadas. Así quedan distintas, un poco acampanadas.

Para animarlo un poco, una mariposa hecha con un retal de tela estampada, y muchas lentejuelas de las que tanto gustan a las princesitas.

sábado, 28 de enero de 2012

Reciclando: de camiseta a vestidito

Vestidito para nena.
Tanto las mangas como el bajo se pueden arremangar o dejar largos.


El otro día me apetecía algo fácil y rápido, y me he acordé de esta camiseta que ya no me cabía y que es morada... ¡con lo que le gusta el morado a mi nena!

Camiseta para reciclar

En un momento y sin coser más que unas puntadas, la transformé en vestidito para mi nena.

Materiales:
  • camiseta manga larga de mujer (*)
  • 4 snaps
  • tijeras, hijo y aguja
(*) La mía era una talla L escasa, y el vestidito ha resultado talla 5 años.

Tan sencillo como:

- Comprobar con una camiseta de su talla para ver si sobra o no mucho... en este caso apenas sobraba de sisa ni de ancho de mangas así que no he tocado las costuras.



De donde sí sobraba era del ancho entre los hombros.
Lo he solucionado con 2 pinzas en el centro de la camiseta, en el cuello:
  • delante, dejando el escote con forma de pico
  • detrás, simplemente doblando la tela que sobra y llevándola hacia un lado (que el pliegue quede centrado)


- Cortar las mangas del largo que queramos.
Les podemos hacer un dobladillo, yo he preferido dejarlas así directamente porque no se deshilacha ya veces cosiendo a máquina el punto se estropea (y este era muy finito).



- Con lo que sobra de las mangas, cortamos 4 rectángulos de 5 x 12cm.



Los doblamos en 3 a lo largo...



...y los colocamos con un snap para que sirvan para arremangar los laterales y las mangas si se quiere.




Puesto queda así (sin arremangar):



- Decoramos como queramos, yo le he puesto este búho.




Me gustó tanto el resultado y lo fácil que ha sido, ¡que ya he hecho otro!

viernes, 27 de enero de 2012

Próxima citas para tejer/coser en la red


Del 30 de enero al 5 de febrero, La Pantigana nos propone acordarnos de nuestras parejas y coser algo para ellas... lo cual es un trabajito, al menos yo siempre coso para los peques.
Creo que el esfuerzo valdrá la pena, y además me encanta hacer cosas en grupo, así que me lanzo de cabeza!



Y otra cita casi los mismos días: del 1 al 6 de Febrero El blog de Evelyn ha montado un Teje Conmigo.
Como soy novata con el punto, y tejer acompañada seguro que es divertido, además de lo que aprenderé, pues ¡también me apunto!
Vamos a tejer esta bonita bufanda: ya me la estoy imaginando en rosa a juego con los mitones de mi nena.



Por último, otro Cose Conmigo también en las mismas fechas: La Inglesita propone coser este precioso vestidito.
El vestidito me encanta, y seguro que a mi nena le entusiasmaría, pero en principio no me apunto, porque conseguir los patrones (que son de la revista Burda Kids) no me resulta fácil, y además no creo que tenga tiempo. ¡Me quedo con las ganas!



¡¡Muchas gracias a las 3 por estas iniciativas!! Siempre es divertido coser/tejer en grupo, se aprende mucho y me encanta ver los resultados.

jueves, 26 de enero de 2012

Disfraces: parche pirata

Hoy nos disfrazamos... ¡de piratas!



Materiales:
  • elástico negro plano un poco ancho (suficiente para rodear la cabeza)
  • fieltro negro (tamaño parche)
  • fieltro blanco (para la calavera)
  • aguja, hilo negro, hilo blanco
  • tijeras


Recortamos el fieltro negro con forma de parche.



Dibujamos y recortamos una calavera en el fieltro blanco.
Os presto mi calavera, por si la queréis usar:


Pincha en la imagen para verla más grande y poder guardarla

Cosemos la calavera al parche (bastan unas puntadas en cada hueso).
Podemos marcar los dientes con el hilo negro, o hacerle unos cortecitos.


También nos sirve para un pañuelo pirata.

Esta con los dientes recortados y un ojo-corazón.


¡Listos! ¡Otro detallito más para el baúl de los disfraces!


Podemos complementar con estas botas, pantalón ajustado, camiseta de rayas y pintura negra para la barba.

Y para una versión femenina, ¿qué tal un tutú en rojo/fúcsia y negro y unos cuantos collares?

martes, 24 de enero de 2012

Disfraces: botas de fieltro

El otro día fuimos a un cumple pirata.
Como había estado preparando el de mi nena, no tuve tiempo de preparar nada con antelación.
Justo antes de salir apañé rápidamente unos detallitos piratas:
  • un parche para mi marido (¡la primera vez que me pide algo para disfrazarse!)
  • un pañuelo con calavera para mí
  • unas botas para el peque (junto con camiseta de rayas, unos leggins y algo de barba pintada)



Las botas sirven para pirata, mosquetero, cowboy, gato con botas... ¡y seguro que muchos más!

Para hacer las botas necesitamos:
  • fieltro marrón (para calcular cuánto, podemos dibujar y recortar primero las formas en papel)
  • tijeras, hilo y máquina de coser
  • 2 snaps (o corchetes metálicos, o un trozo de velcro, o una cinta... algo para atarlas)

Antes de empezar, lee el tutorial hasta el final, y sobretodo mira las fotos del final para ver cómo tiene que quedar.

Primero la parte de abajo:
Colocamos el fieltro sobre el zapato que vamos a calcar, que quede más o menos lo ajustado que podamos, y así directamente recortamos a ras del suelo.
Aún con el fieltro colocado sobre el zapato, cortamos la parte de arriba (por donde se mete el pie... ¡cuidado no cortar el zapato!).
Nos queda una pieza más o menos con forma de U.



Ahora para la caña:
Cortamos un rectángulo de fieltro:
  • de largo, que rodee la pierna del peque y se solape 2 dedos para poderlo abrochar
  • de alto, lo que queramos añadir al zapato hacia arriba + el trozo que queramos doblar

Cortamos las mismas piezas para la otra bota (la parte de abajo si no nos ha quedado simétrica, la ponemos al revés, que quede una bota hacia cada lado).

Las unimos:
Paso 1: Colocamos el rectángulo centrado sobre la otra pieza y unimos cosiendo con la máquina del revés. No hace falta coser hasta el final.
Paso 2: Cosemos la parte de detrás de la bota (sólo la pieza de abajo). Debemos fijarnos que el pie pase por el hueco (si no, cosemos sólo más abajo).

Paso 1 (en verde) y paso 2 (en rosa)

Repetimos con la otra bota.

Colocamos los snaps en la parte de arriba, a mitad de altura.

Quedan así:

De lado

De delante. La arruga de arriba es por donde la doblo una vez puesta.


Una vez puesta, doblamos la parte de arriba.

Recordad que hay que pasar el pie en la bota antes de ponerse el zapato.


Y aquí más ideas para disfrazarse.


lunes, 23 de enero de 2012

Tarta mariposa



Materiales:
  • 3 bizcochos con forma de corazón (yo he usado el bizcocho de zanahoria de la entrada anterior)
  • chocolate para la cobertura (o lo que le queramos poner)
  • lacasitos
  • una base suficientemente grande (*)
(*) Yo he preparado la base cortando 2 rectángulos (tamaño estante de la nevera en mi caso) de cartón de una caja, cada rectángulo cortando el cartón en una dirección para que no se doble. Los uní con celo y los forré con papel de aluminio.

2 de los corazones serán la parte de arriba de las alas.
El 3r corazón lo cortamos verticalmente en 3 partes, la del centro, más estrecha, es el cuerpo, y las otras son la parte de abajo de las alas.
Las antenas salen de redondear un poco la parte de abajo de las alas.



Fundimos el chocolate, cubrimos bien la tarta y decoramos con los lacasitos.


La idea la encontré aquí.

Bizcocho de zanahoria



Este bizcocho queda muy jugoso y muy fácil de hacer.

Ingredientes:
  • 4 huevos
  • 150gr de harina
  • 200gr de azúcar
  • 250gr de zanahoria rallada (*)
  • 100gr de aceite
  • 1 sobre de levadura
(*) Podemos picar la zanahoria en la picadora, es rapidísimo y queda muy bien.



Precalentamos el horno a 180ºC.

Mezclamos bien todos los ingredientes.

Horneamos unos 30 minutos.

domingo, 22 de enero de 2012

Búho de fieltro (coletero)



Otro búho más para la semana que Pandielleando está dedicando a los búhos. Fieltro, hilo y botones de madera.

Esta vez he seguido su tutorial, sólo que lo he hecho más chiquitín (como una moneda de 5 céntimos) y sin ramita.

Yolanda, gracias por montar esta semana temática, ¡ha sido muy divertido!



Si quieres más ideas de adornos de fieltro para el pelo, el otro día puse tutorial para coser horquillas sencillas y bonitas.


viernes, 20 de enero de 2012

Reflexión




3PaM pone palabras a justo lo que pienso, y con su permiso las tomo prestadas.


No me gusta hablar de “mis cosas”. Ni a través de este blog (ya lo sabéis, aunque llevemos poco tiempo “juntos”) ni en general, con mi gente. Me cuesta bastante trabajo soltar lastre. A pesar de esa dificultad, hoy quiero hacerlo aquí.

Yo llevo toda la vida cosiendo, lo hacía de niña para mis muñecas, de preadolescente compartiendo ratos con mi madre, de más mayor para vestir como a mi me gustaba y de mamá y bloguera después.

En esta última etapa, es cuando más estoy disfrutando. Primero porque coser para los demás me satisface más que coser para mi misma. Y segundo porque me permite devolver parte de la inspiración que yo llevo tanto tiempo recibiendo. Ese intercambio de ideas, de proyectos, de conocimientos, de dudas y, a veces, de frustraciones, ata lazos estrechos, invisibles pero extrañamente fuertes. Ese intercambio es la fuerza de este blog.

Y a veces suceden cosas que te quitan esa fuerza.

Entiendo este proyecto como un saco enorme en el que voy metiendo ideas. Éstas vienen a veces de una necesidad cotidiana, muchas otras veces de alguna bloguera brillante, o de una revista o de algo que viste por la calle. Ese saco está abierto para que todos vean lo que hay dentro y también para que tomen prestadas aquellas cosas que querrían tener en sus sacos. Cuantas más cosas salen de mi saco, más ganas tengo de seguir metiendo.

Cuando alguien comparte un post mío en su blog o una foto mía aparece en el muro de Pinterest de una completa desconocida o alguna amiga me dice que aquello que cosí para su hijo le proporciona unos buenos ratos, se me hincha el corazón. Cuando le enseño a alguna bloguera la prenda tan bonita que pude hacer gracias a su tutorial y me contesta con emoción, me pone las pilas para seguir. Y más grande se hace mi saco.

Y a veces suceden cosas que rompen ese saco.

Porque hay gente cuyos sacos sólo sirven para meter pero no echan nada en el saco de los demás. Esa gente te agota la fuerza porque hacen una pequeña mella en un eslabón de la cadena de intercambio. Porque piensan que como el saco de los demás está abierto pueden hacer con lo que hay dentro lo que quieran… y no deberían poder.

Cuando pasa esto, dan ganas de pelear por tu saco para que nadie pueda arrebatártelo. Después piensas incluso en cerrar el saco y no dejar que nadie mire dentro de él… y mientras piensas en estas cosas, dejas de hacer lo verdaderamente importante: coser, cortar, pegar, fruncir, descoser, arreglar, patronar y medir, dejas de soñar, imaginar y crear.

Así que después de una mala experiencia con el saco, voy a dejarlo bien abierto y a seguir disfrutando de la compañía de aquellos que entendéis de qué va todo esto.

Porque esto no va de hacer dinero con los sacos de los demás...


Gracias 3PaM por estar ahí y a todas las bloggeras que compartís ideas o las tomáis desinteresadamente.

jueves, 19 de enero de 2012

Un búho para alegrar un vestidito

Esta semana Yolanda de Pandielleando la está dedicando a los búhos, y no me he podido resistir a unirme, con este pequeño búho de colorines que ahora alegra un vestidito de mi nena.



Materiales:

  • retal para el cuerpo
  • otro retal para la cara y el pico (he aprovechado una tela con corazones)
  • 2 botones
  • hilo coordinado
  • hilo de bordar
  • aguja y tijeras



Basta recortar estas formas e irlas montando cosiendo encima de la tela, con puntadas pequeñitas.
Después cosemos los ojos-botones, y por último unas puntadas para marcar las alas.


martes, 17 de enero de 2012

Chaleco de ganchillo de niño

Tenía pendiente enseñaros este chaleco de ganchillo que le hice al peque con unos restos de lana que tenía en casa.

Lo estamos usando muchísimo, es una lana muy agradable.


Es talla 3 años y mide 31cm de ancho y 35cm de largo.

Esta vez no pongo tutorial, porque tenía tan justo el hilo que estuve haciendo y deshaciendo hasta que conseguí cuadrarlo.

La parte de detrás es un rectángulo, excepto la fila de arriba del todo, que le da un poco de forma a los hombros (empieza con puntos más bajos y cuando se acerca al cuello son más altos, y lo mismo al otro lado).

La parte de delante tiene la misma forma que la de detrás, un par de puntos más ancha (para que quepa bien la barriguita de bebé) y el escote redondeado.

Para terminar, los bordes amarillos.

El único fallo que le veo es que la lana amarilla era mucho más gruesa, quizás debería haber quitado algún punto a la parte amarilla de abajo. Cualquier día me animo y rehacer el bajo.

sábado, 14 de enero de 2012

Horquillas con adornos de fieltro


A mi nena le encantan las horquillas, y con un poco de fieltro son súper fáciles de personalizar.

Os enseño unos ejemplos.

Con una florecita:


Estos son los materiales que necesitamos:
  • trozo de fieltro, del color que queramos, lo recortamos con esta forma de ondas, así todo seguido, serán los pétalos
  • trocito verde para la hoja
  • horquilla
  • hilo y aguja 








Estas otras horquillas, inspiradas en las de Ecomadres, con tutorial aquí.



No hace falta coser la horquilla, basta pasarla entre las 2 capas del molinillo


Y esta también me encanta, se la hizo mi hermana a mi nena.





viernes, 13 de enero de 2012

Otra muñeca de fieltro (con portabebés)

¿Qué he estado cosiendo últimamente? ¡Otra muñeca de fieltro con bebé!


He usado los mismos patrones de la otra vez, pero añadiendo un poco de margen para poderlos coser a máquina por el revés y después girarlos.


¡El resultado me encanta!


Esta vez no le he metido cartón dentro. Le he puesto bastante más relleno y así se sostiene bien sin necesidad de cartón, y queda mucho más blandita y agradable.


Los pies los he modificado un poco, para que quedaran más estilizados y para poder coserlos del revés.


Para girar los brazos y las piernas, muuuucha paciencia, al ser tan largos y estrechos.


El pelo, de colorines, lo he puesto igual que aquí.



Aquí con su tripita, esta vez el ombligo salido es un circulito de fieltro.
La tripa es como esta.


El vestido es de fieltro, se abrocha en el lateral con un snap.
El cinturón va unido al vestido, así no se pierde.
Debajo lleva unas braguitas naranjas, no tengo foto.



Al bebé le he hecho un paquete, también de fieltro, y un portabebés para que la mami pueda llevarlo cómodamente.
En concreto el portabebés es un pouch (aquí tutorial para coser uno en tamaño real).


¿Qué os parece?
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...